Cómo conseguir propinas siendo camarero

El trabajo de camarero es un puesto de trabajo que si te gusta te genera pasión, y si estás forzado, es una odisea. Pero te ayudamos cómo conseguir propinas siendo camarero si te gusta la profesión.

Suele darse el pensamiento extendido que ser camarero es fácil y mucha gente se mete en el sector de la hostelería sin pensar. Error.

Tiene jornadas de trabajo extensas y horarios específicos para compaginar entre vida laboral y vida personal. Esta profesión no es tan sencilla como parece, porque es necesario disponer de una formación para llevar a cabo correctamente las diferentes labores. De todo esto depende que consigas ser un verdadero profesional.

Dificultades que se presentan

Sin lugar a dudas para cualquier profesional el cliente es vital, sin clientes no hay ingresos y sin ello no hay salario. Esto provoca que sea mucho más que servir mesas. A lo largo de la experiencia te encuentras con personas de todo tipo, gente simpática o personas fastidiosas que facilitan o dificultan el día a día. En cualquier caso, la educación debe ser lo primero.

Por otro lado, el equipo de trabajo es fundamental, si te ha tocado buenos compañeros de cocina, tu servicio será magnifico porqué te preguntará cómo va el servicio en sala e incluso se adaptará al ritmo de los comensales.

Pero, si no es así, puedes encontrarte con críticas a la hora de cómo ofrecerás los productos de la carta y que criticará tu modo de gestionar las comandas, sacar los platos…

Al igual que encontrarás muchos tipos de clientes, encontrarás muchos tipos de compañeros. Esto será lo que haga que el clima laboral del restaurante sea agradable o no. Procura rodearte de personas que miren por el buen funcionamiento del local y que valoren tu esfuerzo. Puede que no sea a la primera, pero por suerte, estás en un sector dónde la oferta de trabajo es muy amplia y puedes encontrar uno mejor.

Consejos para mejorar las propinas

Un trabajador que es cordial y extrovertido suele obtener más propinas que otro serio y con una mínima atención al cliente. Sólo con esa mejora de la actitud puedes conseguir un plus en tu salario que actualmente en España está en una media de 1.150 euros al mes.

Para aumentar las propinas los últimos análisis de consumo nos dan una idea sobre qué debe hacer el camarero profesional. Michael Lynn, profesor de la Universidad de Cornell, en su artículo “Seven ways to increase servers’ tips” nos dá unas pautas al respecto.

Estos son algunos consejos de cómo conseguir propinas siendo camarero y que pueden mejorar ese volumen de remuneración mensual:

Presentación

Inicialmente al recibir comensales en tu rango de mesas, date a conocer. Tienes que ser natural, evitando que todo sea automático y desde luego con una sonrisa SIEMPRE. Di tu nombre acompañado de una frase de bienvenida.

De este modo, los clientes sienten al camarero como más afable y te dan mejor bote al finalizar el servicio.

Acercamiento

Establecer una conexión íntima con el comensal, ¿cómo? Inclinándose un poco a la hora de tomar la comanda, aunque algunas reglas protocolarias no lo indican como apropiado.

Sin embargo, favorece la comunicación y produce un intercambio directo entre los ojos del cliente y camarero.

Sonreír

Una sonrisa es un gesto universal. Aquellos camareros que se muestran sonrientes y cálidos a los comensales obtienen un 140% más de propias que los que tienen una expresión seria, esto ha quedado demostrado en los estudios anteriormente mencionados.

Agradecimiento

Una cara feliz en su cuenta, si es posible… e incluso un detalle con los más pequeños. De este modo, aumentan las probabilidades de mejorar una propina. Si no puedes, agradéceles la visita y hazles saber que te encantaría volver a verlos pronto.

Con esta expresión de agradecimiento es muy probable que genere en los comensales una sensación de reconocimiento. Por ende, el premio final por el servicio puede ser mejor.

Deja un comentario